Illinois Fighting Illini

  • Conferencia: Big Ten Conference
  • Localización: Champaign, Illinois
  • Pabellón: State Farm Center
  • Entrenador: Brad Underwood
  • Web oficial: www.fightingillini.com

Temporada 2016/17

  • Temporada regular: 18-13 (8-10 Big Ten)
  • Torneo de conferencia: Derrotados en 2ª ronda por Michigan (55-75)
  • March Madness: No participan

por Juan Vargas (@JVargas101)

Entre las potencias tradicionales de la Big Ten, ninguna atraviesa una decadencia tan lastimosa y prolongada como Illinois. El legendario March Madness de 2005 (la mítica remontada ante Arizona en Elite 8 y el subcampeonato nacional) parece cosa de otro siglo y, desde entonces, los Fighting Illini no han superado el primer fin de semana del NCAA Tournament. El paso de John Groce no mejoró las cosas; podemos decir, más bien, que fue un fracaso. Cinco temporadas, un solo viaje al March Madness, tres participaciones en el NIT y un paupérrimo récord global de 37-53 en la Big Ten.

En un nuevo intento de revitalizar el programa, Illinois acometió la contratación de Brad Underwood en curiosas circunstancias, cuando los Illini aún estaban en liza en el NIT y el técnico acababa de concluir una exitosa campaña de debut en Oklahoma State. Aunque los Cowboys parecían destinados a vivir un curso de transición, Underwood construyó uno de los mejores sistemas ofensivos de la NCAA y catapultó al equipo hacia el NCAA Tournament. ¿Puede repetir la hazaña?

Resultado de imagen de brad underwood illinois

Su estreno se presenta complicado, si bien no exento de esperanza. Illinois acabó en la novena posición de la Big Ten el año pasado y ha perdido nada menos que cinco jugadores de peso: Mike Thorne, Jalen Coleman-Lands, Maverick Morgan y, sobre todo, Tracy Abrams y Malcolm Hill. En total, el 70% de la aportación anotadora de la última campaña. En el lado positivo está la llegada de un buen número de jugadores, freshmen y transfer, que pueden ayudar a enderezar el barco.

El sector veterano de la plantilla se dejará notar, sobre todo, en el juego interior. Leron Black y Michael Finke forman una pareja un tanto atípica que, no obstante, se complementa bien. Black, con sus dos metros raspados, juega como si midiera diez centímetros más, ejerce como líder defensivo y controla el rebote. Finke, el techo de los Illini, disfruta más saliendo al perímetro y abriendo la pista que pegándose en la pintura. Para completar la rotación de hombres altos estarán el sophomore Kipper Nichols, otro alero undersized, y un par de novatos venidos desde allende el Atlántico: el nigeriano Greg Eboigbodin y el esloveno Matic Vesel.

La dirección de los Illini corresponderá, con casi total probabilidad, a Te’Jon Lucas, que se hizo con la titularidad a mitad de temporada y acabó consolidado como uno de las activos destacados del equipo. Como pareja contará con un recién llegado cuya aportación será crucial para el devenir de la escuadra; Mark Alstork, jugador experimentado que se ha lucido durante las últimas dos campañas en Wright State.

Resultado de imagen de leron black illinois

Para cerrar el apartado perimetral, Underwood contará con un trío de freshmen de buena reputación. El más destacado, a priori, es Mark Smith, elegido como el mejor jugador de high school del estado de Illinois en 2017, pero tanto Da’Monte Williams como Trent Frazier pelearán, asimismo, por su cuota de minutos.

No parece que Underwood cuente con talento de primera línea, pero en la plantilla de Illinois hay suficientes piezas de buen nivel como para que el técnico experimente en busca de una columna vertebral que ejecute satisfactoriamente sus sistemas. La amplitud del roster le permitirá implantar un estilo up tempo similar al que llevó a Oklahoma State y, tras no entrar ni siquiera entre los 200 equipos más anotadores de la NCAA el curso anterior, Illinois sólo puede mejorar. Aunque pensar en el March Madness seguramente sea excesivo, los Illini tienen un interesante margen de mejora.

Jugador a seguir: Mark Alstork

Resultado de imagen de mark alstork illinois

Alstork culminará su trayectoria universitaria en su tercer college, después de pasar por Ball State y Wright State. Evidentemente, el salto de la Horizon League a la Big Ten es significativo, pero sería una fantástica noticia para Illinois, huérfana de un auténtico go-to-guy, que consiguiera reproducir en buena medida su anterior producción ofensiva. Buena envergadura, buen tiro exterior y buena efectividad cerca del aro; Alstork cumple todo lo que debe esperarse de un buen escolta y, si la previsible reducción de su volumen de lanzamientos repercute positivamente en sus porcentajes, mejor que mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *